Caminatas mas rápidas reducen el riesgo de morir

En la actualidad existen muchas modas que se han hecho virales en todo el mundo gracias al internet, para algunas personas pueden parecer algo sin sentido o que no les llama la atención y es algo valido porque hoy en día hay muchas modas que pueden parecer algo alocadas, pero hay una en que la gran mayoría de personas están de acuerdo, esa moda es ejercitarse. Hacer ejercicios es algo que siempre ha sido bien visto.

Es una moda que vale la pena seguir porque se pueden obtener muchos beneficios de ella, tanto estéticos como en la salud, vas a tener un mejor cuerpo vas a lucir mejor y tu salud va a tener un gran impulso, tu cuerpo va a estar siempre lleno de energía y no te vas a sentir tan cansado luego de un día largo y lleno de actividades. Hay una gran cantidad de actividades y ejercicios que pueden practicarse, pero una de las más practicadas es la caminata rápida, a pesar de que muchas personas piensan que no se obtienen beneficios de esto, las caminatas rápidas son muy beneficiosas.

Universidad de Sydney – Australia

Un equipo de investigadores de esta universidad trabajaron en un estudio para poder confirmar algo sobre las caminatas rápidas, lo que hicieron fue demostrar que caminar a un ritmo acelerado puede llegar a reducir en un 24% el riesgo de mortalidad por cualquier causa, por otra parte si se camina a un ritmo normal todo puede bajar incluso un 20%. Se sabia que los ejercicios pueden ayudar a mejorar la salud, a mejorar la calidad de vida y quizás a tener una vida mas amplia, pero esto es algo nuevo que vale la pena compartir.

La revista “British Journal of Sports Medicine” se encargo de publicar una información similar a la que tienen los investigadores del a Universidad de Sydney, pero en la revista hablaban de un riesgo de muerte por enfermedad cardiovascular, el cual se reducía en un 24% por caminar a un ritmo promedio y se reducía en un 21% si se hacían caminatas rápidas o aceleradas, en comparación con un ritmo lento.

Grupos de mayor edad

En las personas que participaron en este estudio y que tenían mas de 60 años edad se vio una tendencia mas pronunciada de esto, si caminaban a un ritmo normal la reducción era de un 46% mientras que los que caminaban de manera rápida el riesgo se veía reducido en un 53%, una diferencia significativa.

El equipo de investigación analizo los registros de mortalidad de Inglaterra y Escocia que iban desde los años 1994 hasta el 2008 y encontraron que el sexo y la masa corporal no influían en estos resultados, pero que el ritmo con el que camina a una persona tiene mucho que ver ya que se reduce el riesgo de mortalidad no solo por enfermedades cardiovasculares sino también por cualquier otra enfermedad. Lo que no se pudo determinar es si el ritmo de las caminatas se modifica la mortalidad por cáncer, pero con lo que han descubierto han logrado mucho ya que es información importante que puede motivar a muchas personas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir